Top Banner

Click here to load reader

Copleston Locke

Oct 23, 2015

ReportDownload

Documents

  • LOCKE

    Historia de la Filosofa Tomo V

    Frederick Copleston

  • 1. Vida y Obras.

    Locke naci en Wrington, cerca de Bristol, en 1632. Su padre era

    funcionario judicial; el hijo se educ en su propia casa hasta que fue

    enviado, en 1646, a la Westminster School, en la que permaneci hasta

    1652. Ese ao ingres en la Universidad de Oxford, como alumno de la

    Christ Church. Despus de obtener all los grados necesarios, fue

    nombrado profesor en el citado colegio en 1659, desempeando al ao

    siguiente de modo sucesivo los cargos de Lector de Griego y de

    Retrica, as como el de Censor de Filosofa moral.

    Cuando Locke empez a estudiar filosofa en Oxford, se encontr

    con que imperaba all una forma degenerada y bastante petrificada de

    escolasticismo, hacia la que concibi una gran aversin,

    considerndola como "perdida" en trminos oscuros y problemas

    rebuscados. Sin ninguna duda, igual que otros pensadores

    renacentistas y modernos que se rebelaron contra el escolasticismo

    aristotelista, estaba ms influido por l de lo que crea; pero su inters

    por la filosofa se despert a raz de la lectura de Descartes y no de lo

    que aprendi en Oxford. Locke no fue nunca un cartesiano, pero

    experiment la influencia de Descartes en muchos puntos y, en todo

    caso, los escritos del ltimo sirvieron para mostrarle que es posible

    tener un pensamiento claro y ordenado tanto dentro de la esfera de la

    filosofa como fuera de ella.

    Los estudios de Locke en Oxford no se limitaron a la filosofa.

    Amigo de Sir Robert Boyle y de su crculo, se interes por la fsica y la

    qumica y estudi tambin medicina, aunque slo en una fecha tarda

    (1674) obtuvo su ttulo mdico y licencia para practicar la medicina. Sin

    embargo, no practic la misma con regularidad profesional, ni continu

    su vida acadmica en Oxford. En cambio, se vio envuelto en no poca

    medida en los acontecimientos pblicos. En 1665 abandon Inglaterra

    como secretario de una embajada al elector de Brandeburgo, presidida

    por Sir Walter Vane. Dos aos ms tarde, despus de su vuelta a

    Inglaterra, entr al servicio de Lord Ashley, ms tarde primer conde de

    Shaftesbury, actuando como mdico de cabecera de su patrn y tutor

    del hijo de ste. Pero Shaftesbury tena en una ms alta estima las

    facultades de Locke; y cuando se convirti en Lord Canciller en 1672,

    nombr a su protegido secretario para la presentacin de beneficios

    eclesisticos. En 1673 Locke fue nombrado secretario del Consejo de

    Comercio y Agricultura; pero al sufrir la fortuna poltica de Shaftesbury

    un serio revs, Locke se retir a Oxford, donde conservaba an su

    lectorado en la Christ Church. Sin embargo, su mala salud le oblig a ir

    en 1675 a Francia, en donde permaneci hasta 1680. Durante este

    perodo mantuvo contactos con cartesianos y anticartesianos, y sufri

    el influjo de Gassendi.

    A su vuelta a Inglaterra Locke volvi a entrar al servicio de

    Shaftesbury. Pero ste se vio complicado en una conjura urdida contra

    el rey Jaime II, entonces duque de York, y obligado a refugiarse en

    Holanda, donde muri en enero de 1683. Locke, creyendo amenazada

    su propia seguridad, huy a Holanda en otoo del mismo ao. Carlos II

    muri en 1685, y el nombre de Locke fue inscrito en la lista de las

    proscripciones del nuevo Gobierno, a causa de la rebelin de

    Monmouth. Vivi bajo nombre supuesto, y no se decidi a volver a

    Inglaterra ni aun despus de haber sido borrado su nombre de la lista.

    Sin embargo, existan proyectos tendentes a colocar en el trono de

    Inglaterra a Guillermo de Orange, y Locke estaba al corriente de ellos.

    De modo que poco despus de la revolucin de 1688, que asent al

    holands, en el trono de Inglaterra, volvi a su pas.

  • 3

    Por razones de salud, renunci al cargo que se le ofreci de

    embajador ante el elector de Brandeburgo; pero acept un puesto de

    menor categora en Londres, hasta que se retir en 1691 a Gates, en

    Essex, donde vivi como husped de la familia Masham, aunque desde

    1696 hasta 1700 sus deberes como comisario de Comercio le obligaron

    a pasar parte del ao en la capital. Muri en octubre de 1704, mientras

    Lady Masham le lea los Salmos. Lady Masham era, por cierto, hija de

    Ralph Cudworth, el platnico de Cambridge, con el que Locke haba

    trabado conocimiento y alguna de cuyas tesis miraba con simpata.

    La primera obra de Locke fue su An Essay concerning Human

    Understanding (Ensayo sobre el entendimiento humano). En 1671, en

    medio de una viva discusin filosfica con un grupo de amigos, tuvo la

    idea de que no podran profundizar en los temas tratados hasta que no

    examinaran las posibilidades de la inteligencia y vieran "para tratar con

    qu clase de objetos est preparado nuestro entendimiento". Locke

    prepar un trabajo sobre el tema, que form el ncleo de las dos

    primeras redacciones del Ensayo. Continu trabajando sobre este tema

    a lo largo de los aos siguientes, y public la primera edicin del mismo

    en 1690 (que fue precedida en 1688 por la publicacin de un resumen

    en francs en la Biblioteque universelle de Le Clerc). Otras tres

    ediciones se publicaron a lo largo de la vida de Locke. En 1690

    apareci su otra obra Two Treatises of Civil Government. En el primero

    atacaba la teora del derecho divino de los reyes, defendida por Sir

    Robert Filmer, y en el segundo desarrollaba sus propias tesis. Segn el

    prefacio de Locke a sus Tratados el motivo de escribir los mismos era

    justificar la revolucin de 1688 y exponer la legitimidad del ttulo de

    Guillermo de Orange para ocupar el trono de Inglaterra. Pero esto no

    quiere decir que haya concebido apresuradamente los principios

    polticos para que se ajusten a este fin prctico. Por el contrario, su

    teora poltica constituye uno de los documentos ms importantes de la

    historia del pensamiento liberal, del mismo modo que el Ensayo es uno

    de los ms importantes textos de la historia del empirismo.

    En 1693 Locke public Some Thoiights concerning Ediication, y en

    1695 The Reasonablcness of Christianity. En 1689 public en latn, y

    annimamente, su primera Carta sobre la tolerancia, seguida, en 1690

    y 1693 respectivamente, por otras dos cartas sobre el mismo tema.

    Una cuarta carta apareci, incompleta, en 1706, junto con la disertacin

    de Locke sobre los milagros, su anlisis de las tesis de Malebranche,

    segn las cuales vemos todas las cosas en Dios, el trabajo incompleto

    sobre el funcionamiento del entendimiento, sus memorias de

    Shaftesbury y algunas cartas. Otras obras suyas han visto la luz con

    posterioridad.

    2. La moderacin y el sentido comn de Locke.

    Locke, como se deduce con toda claridad de sus escritos, era un

    hombre profundamente moderado. Era empirista, en el sentido de que

    crea que todo el material de nuestro conocimiento nos viene dado por

    percepcin sensorial o por introspeccin. Pero no lo era si eso implica

    pensar que podemos conocer nicamente representaciones de los

    sentidos. Era racionalista en el sentido de creer que todas las opiniones

    y creencias deban comparecer ante el tribunal de la razn y disgustarle

    que los juicios emocionales y sentimentales suplantaran a los juicios

    racionalmente fundados, pero no en el sentido de negar la existencia de

    una realidad espiritual o de orden sobrenatural o la posibilidad de una

    revelacin divina de verdades que, mientras no fueran contrarias a la

  • 4

    razn, estaban sobre ella, y que no podan ni ser descubiertas

    nicamente por la razn ni enteramente comprendidas una vez

    reveladas. Rechazaba el autoritarismo en todos los terrenos, en el

    intelectual y en el poltico, y fue uno de los primeros expositores del

    principio de tolerancia. Pero estaba tambin lejos de ser partidario de la

    anarqua y reconoca la existencia de .lmites en la aplicacin de este

    principio. A pesar de ser creyente, no senta ninguna inclinacin por el

    fanatismo o el celo intemperante. No se encuentran en l brillantes

    extravagancias ni relampagueos de genio; por el contrario, nos topamos

    con la ausencia de posturas extremas y la presencia del sentido comn.

    Algunos comentaristas han criticado lo que consideran

    sobreestimacin del elemento de "sentido comn" en Locke. Es verdad,

    por ejemplo, que su tesis de un sustrato oculto en las cosas no

    constituye una hiptesis del sentido comn si por tal entendemos un

    punto de vista espontneamente mantenido por un hombre ajeno a la

    filosofa. Pero cuando hablamos del sentido comn lockiano no

    pretendemos decir que su filosofa sea la expresin del punto de vista

    que espontneamente se inclina a mantener el hombre comn, sino

    ms bien que Locke intent reflexionar sobre la experiencia comn y

    analizarla, que no persegua la originalidad, con vistas a producir teoras

    rebuscadas o interpretaciones brillantes, pero unilaterales de la

    realidad, y que las teoras que mantena estaban, en su opinin,

    dictadas por la reflexin racional acerca de la experiencia comn. A los

    que esperan de un filsofo paradojas y nuevos "hallazgos" les parece,

    irremediablemente, pedestre y poco interesante. Pero produce siempre

    la impresin de ser un pensador honrado. Al leerle, nadie se siente

    obligado a preguntarse si es posible que creyera lo que estaba diciendo.

    En sus